Uno de esos tipos que van y vienen cuando menos te lo esperas

Uno de esos tipos que van y vienen cuando menos te lo esperas.

De esos que te esconden la última lágrima para hacerla caer en el momento más inoportuno.

Pensantes de una ideología única bajo el umbral mezquino y soberbio de la dulce noche.  Guardan las mil y una palabras para colocar de forma correcta en una asombrosa frase, descifrando lo que tu sientes.

Buscando el acorde perfecto en el hilo musical para tocar encima de esas personas.

Ahoga.

Desahógate ahora que estoy yo.

Haz el amor de la forma más bonita posible, que te recorran las mil y una gotas que salen de tus puros poros quemados.

Agarra, estás a punto, a punto de sentir llanamente lo que es el sencillo pero vengador paisaje del sol naciente bajo un mar abrumador.

Ten cuidado, te caerás.

Caerás, has caído en la vida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: